El Blog de MóvilMaxx

Tips para PyMEs y trabajadores independientes

Home office: qué es y cómo encontrar un equilibrio

home office

El home office viene en diferentes versiones: cuando trabajas para una empresa pero puedes tomarte un par de días al mes o al año para trabajar desde tu casa, cuando tienes un trabajo a distancia y puedes trabajar desde donde tú quieras o cuando tienes tu propia empresa y no tienes una oficina fija.

Lo que debes saber del home office

La primera opción es más un respiro para tus labores diarias; pero en los otros dos casos, tu rutina profesional se vuelve un poco abstracta. Si trabajas para una empresa fuera de tu ciudad o eres emprendedor, seguramente estás acostumbrado a trabajar en pijama, quedarte hasta las 4 a.m. a terminar un proyecto o incluso tener horarios extraños para comer (o ni siquiera hacerlo).

Para evitar que eso suceda, te presentamos algunas cuestiones que debes saber sobre el home office:

Establece horarios para hacer home office

Sì, a veces el trabajo no puede esperar, pero para evitar desgastarte deberás establecer un horario de trabajo y de comida. No es lo mismo que una o dos veces al mes te quedes hasta tarde trabajando a que todos los días comiences a las 11:00 a.m. y termines en la madrugada.

Además, los horarios te permitirán tener un mayor orden de tus metas y objetivos. Así que no pongas como excusa el trabajar en casa y empieza a incluir un poco de estructura en tu rutina; la flexibilidad es uno de los grandes beneficios del home office, pero no hay que sobrepasarse.

Aprovecha al máximo tu libertad

Hasta cierto punto, el home office te da mucha libertad. Puedes aprovechar para hacer otras actividades que te ayuden a motivarte, como hacer ejercicio o entrar algún taller o curso. También puedes buscar alternativas para incrementar tus ingresos a través de actividades que complementen tu negocio principal, como la venta de recargas de tiempo aire entre tus colegas, clientes e incluso por qué no, familiares y amigos.

El home office puede ser cansado

Aunque trabajar desde casa puede parecer un sueño hecho realidad, la verdad es que puede llegar a ser desgastante y poco motivante, es por esto que existe la alternativa de los coworking spaces, que son espacios abiertos para que negocios pequeños, empresarios independientes y trabajadores freelance puedan tener un espacio para trabajar con todas las necesidades de una oficina, puedan relacionarse con otras empresas y, al mismo tiempo, sigan conservando esa flexibilidad a la que están acostumbrados.

¿Y el trabajo en equipo?

Debes tomar en cuenta que parte esencial de llevar a cabo tareas con éxito consiste también en los esfuerzos que se tengan en trabajo en equipo. Es por esto que mantenerte comunicado con otras áreas, hacer constantes videollamadas y tener contacto con otro miembros del equipo te puede ayudar.

Aunque puedas llegar a pasar una gran parte de tu tiempo sin compañía, procura tener relaciones que te permitan crecer profesionalmente. Si contratar los servicios de un coworking no son opción por ahora, pueden aprovechar eventos en tu ciudad, como conferencias o incluso reuniones de networking, las cuales te pueden ayudar a mantenerte motivado, convivir y a incrementar tu red de contactos.
La práctica del home office, sobre todo cuando se realiza por períodos largos de tiempo, puede resultar un reto; la clave está en encontrar un balance entre toda esa libertad y un esquema de organización que te permita ser productivo.